Astrología culta y erudita

Toda ciencia es predictiva, la astrología tambien lo es

SOBRE LAS ELECCIONES O LA TECNOLOGÍA DE LA LUNA

Las elecciones son para el astrólogo   la herramienta de corrección del tiempo en el corto periodo, fundamentadas en la observación del tiempo en la naturaleza podría resumirse su justificación en este axioma de observación del orden natural:

                              LLUEVE POR DESTINO TE MOJAS POR ESTUPIDEZ

Toda ciencia se fundamenta en el pronostico la moderna y la clásica, la diferencia es que la astrología incorpora una visión del tiempo diferente, por eso no pudo ser mutada en la ilustración, pues para el astrólogo la naturaleza es un "templo" a diferencia de la mente ilustrada que la considera un "almacén".

Esta idea de observarla como un "templo" establece una consecuencia, que el tiempo es diferente para cada sistema observado.

Los clásicos nos dan los procedimientos claros para manejar la elecciones pero hay primero una principal consideración:

NO REALIZAR UNA ELECCIÓN SIN CONOCER LA CARTA NATAL DEL CONSULTANTE.

Es coherente pues no es lo mismo una carta de tiempo como es una elección que una carta de una energía ocupando un espacio o cuerpo como es la natal.

El procedimiento es el siguiente:

La sincronización con el consultante deberá contemplar este esquema:

Pero sobre todo el principal luminar será la Luna por su rapidez para sintonizar con el corto periodo aquí el Sol tiene menos relevancia, así la Luna marcara la tendencia de resultado final mediante su ciclo:

Este cuadro nos deja claro que debemos sincronizar bien los elementos del natal para garantizar los resultados sobretodo el almuten de la genitura y el del espíritu, dependiendo de que efecto deseamos controlar por ejemplo si es una operación quirúrgica sera el almuten de la genitura si es un proceso emocional el del espíritu. 

Un saludo

 

Visitas: 704

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Astrología culta y erudita para añadir comentarios!

Participar en Astrología culta y erudita

Comentario por QUIQUE BÉRNIZ el abril 2, 2014 a las 6:14pm

Yo pienso también que esa libertad de la que nos pensamos poseedores viene un poco del contexto en el que vivimos, de la sociedad en la que nos movemos y que nos protege de ciertas circunstancias y avatares de manera "natural" y eso nos permite creernos más libres.

Por ejemplo, yo puedo pensar que soy libre porque puedo dejar de cuidar mi salud y después ir al centro de salud que me proporciona la sociedad y allí un médico titulado y profesional me curará. O puedo producir un accidente, pero tengo un seguro que cubre los daños producidos, dentro de un ordenamiento jurídico que permite estos negocios.

Es decir, que tenemos mucha "manga ancha" antes de que nos veamos en una situación complicada de verdad, y eso nos permite vivir la vida con cierta despreocupación que nos hace sentirnos libres. Distinta era la situación del hombre hace un par de siglos, cuando podía morir fácilmente por una enfermedad que hoy llamamos leve, como una gripe, por ejemplo. Entonces vemos que vivimos de una manera libre porque no tenemos la preocupación por la supervivencia tan presente como en tiempos pasados.

Pero claro, eso no es verdad. Una cosa es que tengamos garantizadas más o menos unas necesidades básicas y otra cosa es que seamos libres. Por ejemplo, el pertenecer a una sociedad con admisnitraciones tan intervencionistas como las modernas, hace que nuestro destino compartido se imponga en numerosas ocasiones al destino particular. A lo mejor no es el destino natural (climatología, etc), pero lo es el social (gobernantes, leyes, acuerdos internacionales, etc).

Saludos

Comentario por Templario el abril 1, 2014 a las 9:50pm

El procedimiento respecto al sincronismo del natal es el mismo de cualquier carta de tiempo la diferencia es que aquí el objetivo lo buscamos nosotros, como muy bien  dijiste es imposible verificar el cumplimiento de una elección por que es irrepetible y no podemos tener contraste, sabiendo que hubiera pasado de no seguir el proceso.

Los clásicos esto lo saben por eso se incide tanto en seguir el "procedimiento" que lo ha configurado la experiencia del acierto o exito en conseguir lo esperado.

Por lo tanto los clásicos no nos han dejado manuales de astrología sino de "procedimientos", de ahí la consideraciones que encontramos en la mayoría de los textos de Elecciones son como consecuencia de dominar la astrología horaria ya que es su contra parte, una elección es una horaria provocada por nosotros.

Como consecuencia de esto debemos ser nosotros los que apliquemos el procedimiento que ya de forma natural se produce y por eso debemos reproducirlo exactamente.

Por eso debemos comprender perfectamente la tegnología lunar esto implica una serie de consideraciones en la búsqueda de la elección que deben de cumplirse.

La primera principal es el grado del asc de la elección, que dependerá del animodar del momento.

La segunda adaptar el movimiento de la Luna como se refleja en la tabla que he dado.

La tercera verificar donde se produce el efecto si en el cuerpo y destino o en la mente y la emociones en el primer caso relacionaremos uno de los elementos rápidos (asc, Luna, al muten de casa) con el señor de la genitura y en el segundo caso con el del espíritu.

La cuarta  intentar sicronizarlo todo en la puertas de Júpiter para dar mayor contundencia en el efecto.

Tener presente  siempre concordar la hora planetaria sobretodo si lo que queremos mejorar es un proceso en marcha, por ejemplo una operación.

Siempre tenemos que tener presente que existen tres planos donde se producen las cosas y la elección siempre se ata en los tres.

Así la revolución solar, la profección y el divisor remataran la sincronización dando lo "posible" en ese momento.

Por tanto aquí lo importante no es apretar el "botón" que tanto le interesa al astrólogo principiante con mente ilustrada, sino saber que botón y como hay que apretarlo.

Pero hay veces que es necesario realizar una mejora rápida y no hay tiempo para eso, los clásicos recomiendan siempre llevar el "nodo norte" a la conjunción de uno de los elementos significadores de la elección a realizar, sobre todo con la Luna.

Respecto de lo que me preguntas al final te diré que el desconocimiento del mundo moderno de los 4 tiempos que generamos los seres vivos (de la misma forma que el Sol), en lo que es posible que fluyan los acontecimientos del destino, es lo que hace pensar en esa "libertad", que es mas un desarraigo de lo natural que una verdadera libertad, la libertad en el pensamiento clásico pasa por el dominio del tiempo y sobre todo identificar en cual de los cuatro posibles se esta produciendo la secuencia de acontecimientos de forma "constelada", para así conjeturar su posibilidad de buena solución, y de no ser posible, intentar llevar los acontecimientos a otro de los cuatro posibles que tenga mejor solución para el consultante, es de esto de lo que viven los astrólogos del mundo clásico y no de hacer cartas natales a mansalva, esto es la maestría del astrólogo y no sicologizarle  ( recordemos el caso de Morin ¿ para que lo tenia encerrado el Cardenal Richelie? , no creo que fuera para explicarle su sicología).

Un saludo

Comentario por QUIQUE BÉRNIZ el abril 1, 2014 a las 8:14pm

Hola.

Buf! Sinceramente tengo mis dudas de que ese cambio se pueda dar sin tener que renunciar  a ciertas cosas...

Pero bueno, el tema de tu blog eran las elecciones y creo que el debate nos ha hecho salirnos un poco del tema.

Siguiendo con la línea de tu blog, ¿podrías ampliar un poco la información acerca de la importancia de conocer la carta del consultante en una elección, algún ejemplo que hayas podido hacer en tu tiempo como astrólogo?

Yo entiendo que el natal marca límites, y eso es de sentido común, pero, ¿podrías poner algún ejemplo de lo que podría ocurrir si no se tiene en cuenta el natal? Poque entiendo que si el tiempo de fuera es "bueno", sin conocer el tiempo del individuo, lo que empecemos se llevará a término, pero claro, habrá que ver si será una gran victoria o un gran fracaso porque traiga cosas no desables de nuestro natal...

Por otra parte, es curioso que frente al determinismo (bien entendido) que nos llega del mundo tradicional, las nuevas corrientes inciden en la libertad del individuo. Hay incluso libros best seller de autoayuda que aseguran que podemos conseguir lo que queramos y eso es perecisamente lo que los hace atractivos.

Desde el punto de vista astrológico esto no debería ser así, sino que tendríamos que trabajar dentro de los límites de "lo posible".

¿Cuál es tu opinión al respecto?

Saludos.

Comentario por Templario el abril 1, 2014 a las 7:18pm

No hace falta renunciar a nada solo hay que colocar las cosas en su sitio y en el grado de importancia que tienen desde la referencia clara del orden natural y el hombre y no desde la maquina y la economía, por lo que el centro debe volver a ser la tierra, esto es la naturaleza y el hombre y no la galaxia, ni los sistemas planetarios, que ahí no se nos a perdido nada como seres humanos.

No debemos confundir  la tecnología, con el mal uso de ella, la tecnología aplicada al servicio del hombre no es mala, el problema es cuando se antepone lo comercial a lo humano, pero para que esto no suceda hay que dajar de ser mutantes.

En esto el modelo científico actual esta financiado por el modelo financiero anglosajón que sigue este axioma:

LA INTELIGENCIA UNIDA A LA EXPERIENCIA DEBE PRIMAR LA UTILIDAD

Mientras esto domine las estrategias sociales y financieras hablar de valores humanos es una parodia, pues el sistema induce a lo contrario, por mucho que se hagan grandes declaraciones de Derechos Humanos, que es la joya de la corona de la ILUSTRACION y la escusa que justifica el progreso, pero realmente solo es humo, lo importante es el comercio y lo financiero, por eso era necesito desacralizar el orden natural y con ello el cosmos, para asi convertirlo en un "almacen".

Un saludo

Comentario por QUIQUE BÉRNIZ el marzo 31, 2014 a las 10:58pm

Hola.

Yo también lei las declaraciones de Stephen Hawking, y desde luego, si sus declaraciones originales son las que se transcribieron en la prensa española, son verdaderamente espeluznantes. Desde luego invitan a una reflexión urgente sobre el modelo científico moderno antes de que esto no tenga vuelta atrás, aunque dudo bastante de ello, dado el culto quasi-religioso que a todos estos gurús de la ciencia moderna se les profesa en las instituciones de enseñanza.

Veo que tu opinión va en la dirección que podríamos llamar "retorno al origen" y no en la del progreso continuo que se instaló en Occidente tras la Ilustración.

Pero la verdad es que me surgen dudas de si a estas alturas de la película va a ser posible dar media vuelta. Porque realmente, el renunciar a este progreso no sería simplemente un cambio superficial en la forma de pensar, sino que nos tendría que llevar, por ejemplo, a planetarnos la renuncia a muchas comodidades a las que estamos acostumbrados. Porque, con todos los respetos, la opción del señor Stephen Howking de emigrar a otro planeta, no la termino de ver, la verdad.

Y lo peor es que para que estos cambios se den en el mundo lo primero que tendría que cambiar es el interior del ser humano. Pero ¿es esto posible? ¿estamos a tiempo? ¿podríamos dejar a un lado nuestra soberbia que nos hace pensar que somos seres más evolucionados que nuestros antepasados? ¿seríamos capaces de plantearnos unos nuevos fundamentos científicos, religiosos, sociales?

Comentario por Templario el marzo 31, 2014 a las 10:01pm

Estimado Quique, la ciencia clásica al ser la original y la moderna una mutación, no existe conflicto ya que todo descubrimiento de la ciencia moderna a los practicantes de la clásica nos aprovecha ya que siempre la mutación vuelve al original aun sin quererlo, pero al contrario no.

Cito textualmente a Agustin Lopez Tobajas en su "Manifiesto contra el Progreso":

"Organizado según una visión mecanicista de la realidad, el moderno conocimiento científico es un saber ignorante, que deja escapar cuanto de significativo y decisivo hay en el mundo de los fenómenos para la existencia humana; pretende la universalidad, pero, limitando de entrada su  visión al campo de lo físicamente constatable o de lo expresable en su lenguaje matemático, rechaza cualquier otra posibilidad de conocimiento y, a partir de ahí, con la misma autoridad con que un ciego podría negar la realidad de los colores, decreta la inexistencia de todo lo que no alcanza a percibir y niega el sentido a todo aquello que es incapaz de comprender; en otras palabras, erige su miopía en método y su desconocimiento en sistema. Amputada la realidad para ajustarla a los límites de sus hipótesis, la ciencia, excluyendo todo lo que podría cuestionarla, no puede hacer otra cosa que verificarse continuamente a sí misma."

Por lo tanto solo hay que dajarlos "solos" y esta ciencia moderna retornará al redil, el problema está que  en ese camino de retorno dejara una buena cantidad de personas que buscando la verdad creen firmemente en que esta forma de ciencia "la MODERNA" será la que perduré para dar con la verdad.

Si escuchamos la ultimas reflexione del "guru" de esta ciencia moderna E, Hawking sus ultimas declaraciones son espeluznantes. Pues esto de tener que abandonar la tierra por que se nos queda corta poco menos que asusta, pero los seguidores del pensamiento científico actual y sus aliados deberían hacer la  pregunta : ¿tendrá algo que ver su forma de ver la naturaleza y por lo tanto su modelo científico?

Comentario por Tana Rosa el marzo 31, 2014 a las 8:36pm

Muchas gracias a Templario y a Quique por ésta información tan valiosa.

Comentario por QUIQUE BÉRNIZ el marzo 30, 2014 a las 12:53pm

De tus planetamientos, Templario, me surge una pregunta: ¿es necesario recuperar la forma de entender la naturaleza del mundo clásico? Esto es, ¿es imprescindible, no hay otra salida? Porque esto nos llevaría a otro problema: ¿es esto todavía posible?

Tu planteamiento es un "retorno a los orígenes", por así decirlo, pero ¿podría darse una salida hacia adelante, una forma de entender la naturaleza nueva y distinta de la clásica o tradicional que nos llevara a esa comunicación con el cosmos que ahora mismo no tenemos?

Son cuestiones que me surgen y que sería interesante debatir.

Saludos

Comentario por Templario el marzo 30, 2014 a las 12:32pm

Perfecta reflexión Quique, desgraciadamente en la practica de las elecciones hay mucho despiste, es lamentable que por no estudiar el modelo que alumbro estas técnicas no se apliquen con la precisión requerida para obtener resultados.

La mente ilustrada tan abundante en nuestro colectivo astrológico no permite entender que, o recuperamos la forma de entender la naturaleza del mundo clásico, o corremos el peligro de la extinción por inanición.

La ilustración corto las raíces con la naturaleza y nos hizo rechazar la tradición, arrancándonos del cosmos  y renegando del cielo, el hombre moderno le han hecho creerse libre cuando no deja de ser una especie de mutante en suspenso, fantasmal y alucinado, que vaga sin saber quién es ni qué hace aquí, en un cosmos totalmente en silencio que no le habla, y que carece ya de ningún sentido (ver los programas de explicación de los planetarios pilotados por los astrónomos).

El hombre clásico ve la naturaleza como un "templo" que implica la posibilidad de hablar directamente con la esencia del orden natural en sus tiempos adecuados, y no como el hombre moderno salido del pensamiento ilustrado que ve la naturaleza como un "almacén" donde solo los recursos saqueables son lo importante y todo es posible  una vez desaparecido ese concepto de "organismo" que da el hombre clásico y fue sustituido muy convenientemente por los científicos modernos por el de "mecanismo".

Un saludo

Comentario por Félix el marzo 29, 2014 a las 9:06pm
Enhorabuena por corroborar todo lo que describes. Como ejemplo y en otra lista, como algunos de los colegas-colisteros pueden verificar. Con respecto al reciente siniestro del avión, al parecer, sin saberse aun nada, se han cruzados varios análisis de levantamientos de mapas, la mayoría, en base a la Astrología Horaria con un alto valor didáctico. Lo cual y al final de todos ellos, expuse mi modesta opinión en diferenciar la singladura que astrológicamente hablando pudiera corresponderse con el momento del despegue y coordenadas geográficas, con algunos mapas natales de los desaparecidos y, principalmente, con la del del Comandante de la Nave, junto a su Revolución Solar. Singladura que no es igual que el periplo de esta nave en base de que ésto, lo sincronizo con el lugar y momento de su botadura (Radix). Junto a otros atisbos como perturbaciones magnéticas, electromagnéticas y de radio frecuencias en el momento del siniestro.

© 2021   Creado por Jose Luis Carrion Bolumar.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio