Astrología culta y erudita

Toda ciencia es predictiva, la astrología tambien lo es

UNO NUNCA DEJA DE SORPRENDERSE: SOBRE LO “CIENTÍFICAMENTE CORRECTO”

Hola a todos:

 

Quería hacer partícipes a todos los amigos del foro de la declaración del astrónomo del Vaticano, José Gabriel Funes, que ha estado impartiendo una conferencia en Zaragoza (España), mi ciudad.

 

Me ha sido imposible conseguir la página escaneada, pero os transcribo su declaración:

 

(…) Lo que ya no le cuadra es el pronóstico que ofrecen los horóscopos. Él nació a finales de enero y es consciente de que le corresponde ser Acuario. Pero, más allá de ese dato, ni los lee ni los cree. «No hay ningún fundamento para ello. Y mi crítica no es religiosa, sino científica», arguye Funes.

 

Antes de nada me gustaría resaltar la pregunta torticera del periodista, mezclando la Astrología con los extraterrestres, que es lo que se suele hacer en muchas entrevistas y artículos para fijar posiciones, y comenzar ya desprestigiando y poniendo en ridículo a la Astrología; ante todo buena fe e igualdad. Esperemos que en un futuro no tengamos que leer cosas como «¿qué opina usted de los extraterrestres, los horóscopos, el terrorismo internacional y esas cosas?»

 

Pero lo que me sorprende más es la declaración del susodicho. Un clérigo desprestigia a la Astrología porque no es científica. ¡Vamos a ver, vamos a ver, porque yo igual me he perdido algo…! ¿Hace falta hacer un nuevo listado de los dogmas de la Iglesia y de los textos bíblicos que son incompatibles con la ciencia actual que este señor esgrime? No, no creo que haga falta. Podría ser muy largo.

 

Segundo. Un señor que vive en el Vaticano, lugar que históricamente ha estado vinculado con la Astrología y que supongo que habrá estudiado algo de historia de la Iglesia y de las religiones, ¿sólo es capaz de decir esto?

 

En fin, allá cada uno que aguante su vela y tire piedras sobre su propio tejado, esgrimiendo la ciencia materialista desde una opción contraria. Luego que no se quejen cuando científicos positivistas publican libros titulados como “La religión, ¡vaya cuento!” y que la gente cada vez vaya menos a las iglesias. Aquí, ante todo hay que ser “científicamente correcto” (término éste que me acabo de inventar ), y pasar por el aro para que no nos quemen o digan que somos malos y carcas. Pero cuando un clérigo ataca a una disciplina que comparte origen con la religión esgrimiendo la ciencia positivista, aquí falla algo…

 

Solamente me gustaría apuntar que esta tendencia a lo “científicamente correcto” se viene observando también en nuestro colectivo astrológico y en el mundo del esoterismo en general. Se mendiga, sí, se mendiga que un científico, una universidad, un físico, etc, haya dicho que la Astrología puede ser verdad. Y eso sí es preocupante.

 

Con lo de “científicamente correcto” no me refiero a la Ciencia, me refiero a lo “científicamente correcto”, a la ciencia materialista positivista más o menos “oficial”. A lo que hay que creer si se quiere medrar en la institución, si se quiere publicar, si se quiere entrar en el circuito universitario o si se quiere llegar a ser director de un planetario o de una ciudad de las artes y las ciencias, por ejemplo.

 

¿No nos suenan demasiado “experimentos que van a demostrar científicamente la astrología” “astrólogo científico”, “curso de astrología científica”?  ¿Qué complejo de inferioridad tenemos, tiene la Religión, tiene la Filosofía, respecto a la Ciencia? Hemos transformado la Filosofía, que era una forma de vida muy concreta cuyo fin era conocernos a nosotros mismos y trascender, en una justificación de la Ciencia. Hemos transformado la Religión que era un modo de conectar con la naturaleza y evolucionar en una especie de subcreencia moralista o un refugio para desesperados y fracasados de la vida cuando no queda más salida. ¿Vamos a transformar  también a la Astrología, esta ciencia de luz en una especie de curiosidad histórica, en una mendiga del científico de turno? ¡Por Dios! La ciencia materialista positivista no tiene ni 3 siglos y nos ha llevado a un momento histórico en el que a cambio de ciertas comodidades nos hemos alejado de nosotros mismos y de la naturaleza como nunca había ocurrido.

 

Aquí no es cuestión de experimentar con un método u otro, o despreciar la técnica, pero tenemos que tener claro que el paradigma con el que se parió la Astrología no es el actual. El concepto de mente, del tiempo, la imbricación con lo natural, no son la de la ciencia materialista positivista. No lo es, y ningún científico va a demostrarlo ni la comunidad científica actual va a aceptarlo. Cuanto antes lo aceptemos y nos pongamos a trabajar en investigar el paradigma clásico y actualizarlo (que no inventarlo de nuevo), antes podremos cambiar nuestras sociedades hacia formas más humanas y naturales.

 

Por ejemplo, y como explica John Frawley, el concepto de tiempo astrológico (o por lo menos el astrológico desde hace 5000 años hasta ahora, porque a saber ahora lo que se puede entender por  Astrología) es tan distinto al que utiliza el científico materialista positivista que es imposible realizar un experimento “científico” para validar la astrología. El científico materialista positivista cree en un tiempo lineal y homogéneo; la Astrología es el estudio de los momentos temporales y su proyección. Son dos formas de ver lo mismo completamente distintas. No tienen porqué ser excluyentes, el astrólogo tiene un reloj porque es una herramienta útil para organizar y medir el tiempo, pero no podemos utilizar al tiempo como una variable homogénea en un laboratorio alejado de la vida, porque el tiempo no es así para el astrólogo. Para el astrólogo cada momento es distinto, está conectado con otros momentos a través de ciclos y lo caracteriza a través del movimiento planetario. Y esto un científico materialista positivista no puede aceptarlo nunca, y si lo acepta es porque ha cambiado su paradigma, y por lo tanto ya no es un científico materialista positivista.

 

Estos conceptos como el tiempo, la mente, etc., no son conceptos aislados. Son columnas en las que se apoyan concepciones del universo, del hombre, del cosmos. Como dice mi maestro de Astrología Mariano Aladrén, “según por que puerta entras, sales por otra”. Unos conceptos nos llevan a desarrollar ideas, teorías, formas de entender la vida, el hombre, la sociedad.

 

Los astrólogos tenemos una rica tradición, no sólo de técnicas, sino de cultura y de cosmovisión. ¡No la perdamos! No perdamos el rico legado del mundo clásico por un paradigma que tras 3 siglos ya empieza a tambalearse y que no nos va a hacer crecer como seres humanos.  Nosotros no somos mendigos de nadie ni tenemos nada de lo que avergonzarnos, y sí mucho que compartir y mostrar a nuestras sociedades.

 

¡A ello!

Visitas: 477

Responde a esto

Respuestas a esta discusión

También quiero afirmar que los acontecimientos históricos son todos válidos por su trascendencia independientemente de que éstos se circunscriban más o menos en un territorio determinado. Así, por ejemplo, la denominada Revolución Industrial empezó a mediados del siglo XVIII exclusivamente en Inglaterra (y creo que en una área de Bélgica), lo cual obviamente no quiere decir que no se produjese porque solamente pasase en esa isla; es más, al final acabó sucediendo (más bien en el siglo XIX) en el resto de Europa y luego más allá.

De la misma manera quiero yo decir, que el cristianismo primero (es decir, entre los siglos I y XV) se circunscribiera a un determinado territorio más o menos extenso a nivel mundial pero que no incluía a América, no significa que éste fenómeno digamos religioso no se produjese antes de los siglos XV o XVI.

Lo que pasó en América hasta el año 1492 fue que los europeos llegaron allí y, como usted dice, convirtieron a los nativos al cristianismo o al humanismo cristiano (otra cosa es la polémica en torno al modo en que lo hicieron que, a más corto plazo, no fue muy humanista que digamos). Y si esta fue la consecuencia fue así, es porque el año 1492 estaba contenido en la Era humanista de Piscis.

En cambio, el Japón no fue colonizado debido a que la religión japonesa contiene ya unos elevados principios humanistas (este año 2011 ha acaecido en ese archipiélago un desgraciado terremoto y, en cambio, no ha habido pillaje entre los japoneses mismos).

Hola compañeros/as-

Un saludo Quique.

Ejem ejem.

Sobre tus dudas en lo que respecta a la relacion entre constelaciones y signos del Zodiaco. En estupendo libro de Maria Dolores de Pablo, Principios de Astrologia General. fundamentos astronomicos de la carta astrologica. aclara suficientemente estos conceptos.

En cuento a las eras o mejor dicho .en mi opinion, edades del zodiaco, creo que por supuesto la era de Piscis describe o se asimila a la historia de los pueblos.

La edad de Piscis comenzo en el año 137 DC +2100 =2297. (dato recogido del libro)-

A lo largo de los siglos desde la baja edad media , alta , las guerras y disputas por las multiples creencias religiosas se ha sucedido de manera constante.

En el grafismo de Piscis son dos arcos unidos por un segmento, a mi entender esos dos arcos son dos maneras distintas de interpretar el mundo. 

Una eterna basculacion entre el bien y el mal, unidos por el segmento, ¿se trata de eso? Unir, o fluir a traves del oceano emocional en el ciclo del agua fuego aire, -o el fenomeno meteorologico origen del ciclo de la vida en nuestro planeta. pues de eso se trata precisamente . En Piscis y en el oceano se formo la vida-

A Jesus lo podemos interpretar a partir del simbolo universal de hombre materia , y naturaleza divina, energia y espiritu,,,y puede que reconciliar esas dos facetas, ha sido la tarea incumplida irrealizada, pendiente , a lo largo de los siglos,,la ciencia no lo ha logrado. 

Mi reino no es de este mundo. Contemplacion meditacion m serenidad desapego.

Sed como niños y entrareis en el reino de los cielos- Creatividad, lusion, generosidad, alegria gozo.

 

Salud y fraternidad.

En la opinión de Boris Cristoff en su estupendo libro "El destino de la Humanidad", la Era de Piscis empieza con el primer año de la Era cristiana y acabará en el año 2100. Hay que tener en cuenta la sincronización celeste-terrestre, es decir, de los acontecimientos celestes con los terrestres. Con Jesucristo empieza toda una nueva filosofía moral de la vida y con el Imperio romano una nueva idea de Estado global. La Edad Media fue muy religiosa debido a que Piscis también lo es.

Hola amigos:

 

Quería decir que no estoy de acuerdo en absoluto, y a  la tradición y a la práctica me remito, de que los ciclos más largos nos determinen más, y que los demás astros influyan de manera secundaria.  En mi vida he oído semejante teoría, y agradecería si alguien pudiera proporcionarme alguna fuente de esta explicación, porque como digo no la he oído en mi vida. Y no es porque la astrología que yo he estudiado no tenga en cuenta a la Tierra, pues todos sabemos que existen las Casas astrológicas que determinan nuestro destino. Pero vamos, que los ciclos lunares o solares nos influyen menos que el de la precesión de los equinoccios…

 

Y sigo sin comprender, si todos tenemos muy claro que signos y constelaciones no son lo mismo, por qué a las eras o edades se le asignan características de los signos, que según la astrología que yo he estudiado no tienen un origen estelar sino solar. Por eso independientemente de la constelación que haya en el punto vernal en un momento dado, el punto vernal da comienzo al signo de Aries. 

 

Respecto al debate de lo anterior y lo actual, conviene aclarar alguna cosa, porque está lejos de mi intención el caer en la discusión si esto es mejor que lo otro.

 

Vamos a ver. El que tengamos aire acondicionado en verano o podamos volar más rápido no es que sea malo. O por lo menos para los que vivimos en el ombliguito del mundo no lo es. Habría que preguntar también al resto de la humanidad que tiene que malvivir para que nosotros podamos vivir así o que de vez en cuando se encuentran con guerras que ni les van ni les vienen, ya sean con amparo de la ONU y los Derechos Humanos, para rapiñar sus recursos naturales.

 

Pero el problema no es ese. Aquí la cuestión ha sido el debatir si es necesario cambiar nuestro modelo de de pensamiento o paradigma del actual modelo materialista positivista a uno más natural y humano como el que ofrece la astrología clásica. Yo opino que sí, y coherentemente con mis ideas, para mí, el que tengamos aire acondicionado o viajemos a la Luna, no implica en absoluto el que el ser humano se haya superado. Para mí, el que el ser humano se haya superado significa que es, siguiendo a la filosofía clásica, más templado, más fuerte, más justo y más prudente, entre otras cosas.

Tal vez el problema es una cuestión de visión de la vida. Desde luego para el que mide la evolución del ser humano por los inventos que tiene en su casa, es perder el tiempo hablar de paradigmas. Para mí, el ser humano actual no ha superado al hombre clásico en lo más mínimo como ser humano. Y si el tener aire acondicionado implica dar todo el poder a la ciencia-tecnología y sacar al ser humano del debate científico (como ocurrió hasta el Renacimiento), medir todo según su rentabilidad y tener que esperar a que un científico me valide con su modelo las experiencias que yo pueda tener, que le den al aire acondicionado, que si en miles de años de evolución nos hemos refrescado a la sombra, podremos seguir haciéndolo…

Respecto al problema de los derechos humanos, si precisamente hay países en los que la Declaración no se respeta, quizá nos podría hacer pensar que por muchas declaraciones que hagamos, mientras el ser humano no cambie interiormente, sirven de muy poco. Y el tema de las clases sociales sí tiene que ver y mucho con esto. Porque precisamente las declaraciones de derechos, como la del Buen Pueblo de Virginia o la de los revolucionarios franceses,  fueron la plasmación del nuevo modelo liberal que venía amparado por la burguesía urbana, y no por la nobleza, ni por el clero, ni mucho menos por el nuevo proletariado (que luchó en las calles pero luego fue relegado) que pasó de ser siervo a ser servidor de las máquinas.

 

Y volvemos a lo mismo, aquí no es cuestión de decir si vivir en una ciudad es bueno o malo. Aquí el debate es a qué precio. Qué nos estamos perdiendo por nuestro modo de vida. ¿No nos estaremos alejando de los ciclos naturales y de nosotros mismos? ¿Merece la pena? Ese es el debate. Y en él cada uno tendrá su opinión. Para mí, el que tengamos que vivir en megaciudades porque no nos quede más remedio, será una necesidad, pero pienso que estamos pagando un precio muy alto como individuos y como sociedad.

 

Respecto a las características de las eras, que el humanismo es primordial en la era de piscis. Pues muy bien, como tampoco podemos saber lo que ocurría en otras eras atrás ni vamos a estar aquí en el año 4000 para saber cómo acabará la siguiente, pues eso, como decía de comprobar científicamente la astrología, el que se lo quiera creer… Por cierto, ¿cuándo empieza la era en el 137 o en el 0?

 

Para finalizar, me gustaría aclarar una cosa. No quiero que nadie piense que estoy debatiendo por debatir o que tengo intención de atacar a ninguna postura porque sí, ni mucho menos querría que nadie se sintiera mal por mis preguntas.

 

Cuando digo que no encuentro ningún sentido a esta teoría lo digo de todo corazón. No es por decir que la mía es mejor. Es que no le encuentro fundamento. He leído sobre ella, he hablado con mucha gente, pero la impresión que tengo es que es una teoría en la que todo puede encajar “tirando” de simbolismo y sincronicidades, pero que ni está avalada por la tradición ni tienen ninguna aplicación más allá de describir vagamente lo que ya ha sucedido. ¿Alguien podría predecir el tiempo, acontecimientos económicos, gobiernos, etc, con este sistema?

 

Un saludo

Hola amigos!!! a causa de esta confrontacion de ideas se ponen en el tapete muchas cuestiones que nos hacen proyectar nuestros pensamientos sobre  temas que estaban latentes.Todos estos aportes nos enriquecen y refuerzan el hecho de que hayamos llegado a la astrologia.Por aca  estoy aprendiendo mucho de sus posturas ,que ,en definitiva llevan a una misma cosa,la puerta abierta a los astrologos ,es para un camino de sabiduria que no se estructura en academicismos y sirve para escalar ""al infinito"".Y quien de nosotros no dira que llego a esa puerta  y la encontro abierta.......................... 

Precisamente una de las diferencias del paradigma clásico y el moderno (para más información recomiendo la lectura de los textos de Pierre Hadot) es que en el antiguo la filosofía se transmitía mediante el diálogo y que muy tardíamente aparece el "libro de texto" tal como lo conocemos actualmente (pensemos que Giordano Bruno, bien entrado el XVI continúa escribiendo en diálogo). El diálogo, no busca principalmente la transmisión de información, sino la reflexión, el educir de dentro hacia afuera. Y es coherente con su teoría del conocimiento que podemos resumir muy mucho en "saber es recordar". Por eso era tan importante la imaginación y la memoria en el mundo clásico y no como hoy que lo es el raciocinio. Cambia hasta la relación maestro-discípulo que pasa a profesor-alumno. Pero claro el fin era formar seres humanos, y hoy es dar trabajadores cualificados a la industria. Pensemos que la Humanidades están en retroceso y que casi la única licenciatura de letras que tiene cierta salida práctica en nuestra sociedad (fuera de la docencia) es el Derecho, que como dice mi maestro Templario, son los "brokers" de los comerciantes.

 

Los nobles renacentistas tenían "sus filósofos"; hoy los políticos (que son el equivalente en la sociedad a aquéllos) tienen sus... negocios.

 

Como podemos ver un modelo de pensamiento no es algo aislado, sino que produce consecuencias.

 

Un saludo

Que un movimiento cósmico a largo plazo impere sobre otros que actuan más a corto plazo parece lógico, ¿Cómo no iba a ser de otra manera? ¿Cómo se lo voy a explicar a usted esto? Entonces, ¿Lo que se hace a corto plazo importa más que lo que se hace a largo plazo? ¿Dónde se habrá visto esto?

Que un movimiento cósmico a largo plazo impere sobre otros no quiere decir que nos afecte de manera más directa. Está claro que un ciclo largo hará de "onda portadora" de otros ciclos menores. Pero eso no quiere decir que esos ciclos nos determinen más. 

 

Los ciclos que más nos determinan son el de rotación diaria (casas), el lunar (que se lo digan a las amigas féminas) y el solar anual con las estaciones. Son los ciclos más cercanos y con los que durante milenios hemos ido evolucionando. En climatología entrarían los planetas más rápidos, y para los ciclos políticos y de clima a largo plazo tenemos los cronocratores clásicos.

 

Pero realmente a mí, como ser humano, los ciclos que me afectan diariamente son los ciclos más cortos. Es obvio que estaré condicionado por los ciclos largos, pero de una manera diferida. Morín pone un ejemplo en este sentido. Yo estoy determinado políticamente por lo que se hace, en mi caso en Madrid, porque mi ciudad tiene una vinculación a nivel político con Madrid, y yo no me puedo salir de ciertas leyes. Pero lo que a mí me afecta de manera más directa es lo que ocurra en mi ciudad. Ya no digo nada lo que se decida en Europa.

 

Así, dentro de los ciclos que marcan los cronocratores yo estaré determinado porque me marcarán unos límites, pero mi natal tiene mucho más poder de determinación para mí. Y aún así, mi natal me marcará unos límites, pero un natal tampoco nos aporta demasiada información para el día a día, por lo menos a nivel de destino. De descripciones psicológicas puede ser, pero con un natal no controlas destino ni por asomo. Por eso hay que completarlo con otras técnicas de ciclo más corto como las revoluciones solares, los puntos de prevención, la entrada en el 0 aries, etc, que son realmente las que nos va a decir si lo posible de nuestra carta va a darse o no.

 

El ciclo que la tradición ha utilizado para astrología mundial es el de los dos cronocratores, que en total son 1000 años aproximadamente con sus correspondientes subdivisiones y que ahora no me voy a poner a explicar porque sería muy largo. Con este ciclo se predice climatología, bolsa, política, etc. Y este ciclo a mí como persona me afecta, pero ni por asomo me afecta como los ciclos más cortos. Puede ser que haya una crisis económica y yo me quede en el paro o haya una bonanza y me vaya bien. Pero ambos acontecimientos ocurren a millones de personas a la vez y a todos no les afecta igual. Es obvio que si hay una crisis, en general todo el mundo andará preocupado por la economía, pero a unos les irá bien y a otros no, y todo el mundo seguirá con su día a día. Ahora probemos a romper el ciclo de rotación día-noche y estemos 4 días sin dormir, ya veremos lo que nos va a pasar.

 

Vuelvo a plantear mis anteriores dudas. ¿Se puede predecir climatología, política, economía, etc, con el modelo de las eras astrológicas? ¿Por qué se le asignan características de los signos a las constelaciones si parece que ha quedado claro que no son lo mismo? ¿Hay casuística de acontecimientos de las anteriores eras más allá de vagas interpretaciones?

 

Copio aquí una "profecía" del nunca del todo recordado por el colectivo astrológico Diego de Torres Villarroel, seguidor del modelo clásico que realizó en 1756. Esto es acertar y dar información concreta y útil. Compárese con decir que un periodo de 2100 años es humanista o no:

 

Cuando los mil contarás

Con los trescientos doblados

y cincuenta duplicados,

Con los nueve dieces más

Entonces, tú lo verás,

mísera Francia, te espera

tu calamidad postrera

Con tu rey y tu delfín,

y tendrá entonces su fin

tu mayor gloria primera

 

Saludos

 


 

 

 

 

 

 

 

Eso es imposible, siempre lo que ocurre a largo plazo es lo más importante. Si usted tiene sentido común, esto lo tiene que comprender. Cualquier película de cine define el tema del cual trata por su guión entero, no por las variadas secuencias que pueda contener las cuales solamente se justificarian a partir del guión principal.

El movimiento terráqueo de la precesión de los equinoccios es el que tiene el ciclo más largo (25.200 años) y, por tanto, domina sobre todos los demás ciclos astrales, los cuales son meros semáforos del destino.

Habría que preguntarse para quién es lo más importante. Desde luego para el que ve una película desde fuera durante 2 horas sentado en un sillón es importante el conjunto. Para una persona que vive en el mundo y se relaciona con la naturaleza y el con los que tiene alrededor, un ciclo de 25000 años le afecta (si le afecta este ciclo) muy poco. Cualquier persona que haya estudiado mínimamente astrología sabe que los ciclos largos no se concretan sin que un ciclo corto lo haga posible. Por eso los astrólogos clásicos tomaban el ciclo de Júpiter-Saturno, pero nadie hacía predicciones sin contemplar el 0 aries ni las lunaciones. Los astrólogos clásicos tomaban el natal de una persona, pero no predecían sin la revolución solar, por ejemplo. En una horaria, generalmente la Luna tiene que hacer posible la cuestión.Y así en meteorología, medicina, etc, etc...

 

Vuelvo a repetir. El ciclo de largo periodo es como la onda portadora, pero son los ciclos cortos los que determinan y concretan los acontecimientos. Porque si fuera al contrario, a la mayoría de las personas les sucederían las mismas cosas, y la realidad no es así. Ahora hay una crisis económica. En general hay desconfianza y falta el trabajo; pero a cada persona le ocurren unas cosas y a unos les va bien y a otros les va mal, y a otros regular. Probemos a saltarnos el ciclo de rotación diaria y estemos 4 días sin dormir, a ver si nos pasa algo...

 

El ciclo de 25200 años domina, como decía antes, domina lo que queramos decir que domina. Desde que Max Heidel se inventó este ciclo (que curiosamente pasó desapercibido para los astrólogos durante siglos a persar de conocer la precesión de los equinoccios). No hay ninguna prueba ni científica ni no científica que avale este ciclo. Llevamos varios días debatiendo y todavía nadie me ha contestado a por qué se asignan las características de los signos a las constelaciones, cuál de las fechas es la correcta de comienzo de la nueva era, si aparte de acontecimientos mundiales con ese modelo (que desde luego no es el clásico) se puede predecir climatología, economía, un natal, etc....

 

Para saber el origen de un problema como el de la crisis económica actual, es necesario saber más a largo plazo cómo se actuó en el pasado. De otra manera, solamente vamos a adoptar soluciones "cortoplacistas" que no irán a la raiz del problema, meros parches.

El ciclo de 25200 anos se divide y subdivide en porciones de doce. Que este ciclo está demostrado que es el único válido, lo puede comprobar usted leyendo mi trabajo. Le recuerdo que tiene que haber una sincronización celeste-terrestre, es decir, de los acontecimientos celestes con los terrestres. Anteriormente, no se tenia un conocimiento tan extenso de la Historia mundial como el conocimiento del cual disponemos en el actual siglo XXI.

RSS

© 2021   Creado por Jose Luis Carrion Bolumar.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio